Música cristiana de adoración | Ofrecemos a Dios el sacrificio más valioso

Música cristiana de adoración | Ofrecemos a Dios el sacrificio más valioso

I
Con el paso de los años,
el hombre ha experimentado la dificultad del refinamiento y el castigo,
se ha curtido, se ha curtido.
Aunque el hombre ha perdido la “gloria” y el “romance” de tiempos pasados,
sin saberlo, ha llegado a entender los principios de la conducta humana
y a apreciar los años de devoción de Dios para salvar a la humanidad,
y a apreciar los años de devoción de Dios para salvar a la humanidad.
II
El hombre comienza a aborrecer lentamente su propia barbarie.
Empieza a odiar lo salvaje que es, todas las malinterpretaciones sobre Dios
y las exigencias irracionales que él le ha demandado.
El tiempo no puede revertirse,
los acontecimientos pasados se convierten en pesarosos recuerdos del hombre,
y las palabras y el amor de Dios pasan a ser
la fuerza impulsora de la nueva vida del hombre.
El tiempo no puede revertirse,
los acontecimientos pasados se convierten en pesarosos recuerdos del hombre,
y las palabras y el amor de Dios pasan a ser
la fuerza impulsora de la nueva vida del hombre.
III
Las heridas de este se curan día tras día, su fortaleza vuelve
y se pone en pie y mira el rostro del Todopoderoso…
sólo para descubrir que Él siempre ha estado a mi lado,
y que Su sonrisa y Su hermoso rostro siguen siendo muy conmovedores.
Su corazón se sigue preocupando por la humanidad que Él creó,
y Sus manos siguen siendo tan cálidas y poderosas como lo eran al principio.
IV
Es como si el hombre regresara al jardín del Edén,
pero esta vez ya no escucha las seducciones de la serpiente,
ya no se aleja del rostro de Jehová.
El hombre se arrodilla delante de Dios,
mira Su rostro sonriente y ofrece su sacrificio más valioso:
¡Oh mi Señor, mi Dios!
El hombre se arrodilla delante de Dios,
mira Su rostro sonriente y ofrece su sacrificio más valioso:
¡Oh mi Señor, mi Dios!
El hombre se arrodilla delante de Dios,
mira Su rostro sonriente y ofrece su sacrificio más valioso:
¡Oh mi Señor, mi Dios!
¡Oh mi Señor, mi Dios!
De “Seguir al Cordero y cantar nuevos cánticos”

Chat en vivo: https://wa.me/34698281927

Relámpago Oriental, la Iglesia de Dios Todopoderoso nació debido a la aparición y a la obra de Dios Todopoderoso, el retorno del Señor Jesús, Cristo de los últimos días. La iglesia está compuesta de todos aquellos quienes sinceramente aceptan la obra de los últimos días de Dios Todopoderoso y están conquistados y salvados por la palabra de Dios. Fue completamente fundada por Dios Todopoderoso personalmente y personalmente la orienta y la pastorea y de ninguna manera fue establecida por ningún hombre. Cristo es la verdad, el camino y la vida. Las ovejas de Dios oyen la voz de Dios. En tanto leas las palabras de Dios Todopoderoso, verás que Dios ha aparecido.

 

 

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s